Un destino auténtico, casi un secreto

Destino Sri Lanka

por Ixone Ugarte

Kuoni

¿En busca de un destino auténtico para tus próximas vacaciones? Sri Lanka es el lugar. Conocida entre los mochileros como “la perla del Índico”, esta isla todavía goza de poco turismo y es segura para viajar. Explorarla y perderte por sus campos de té, visitar los templos budistas e hinduistas, o hacer surf en sus playas casi vacías es una experiencia que no olvidarás.

Sri Lanka no tiene famosos monumentos, ni playas espectaculares como Tailandia; sin embargo, podrás encontrar un país con personalidad propia, con una historia auténtica y una naturaleza salvaje.

Algunas de las cosas que sí o sí debes hacer cuando vayas:

lanka-holidays.com

Súbete al tren

Es la forma más fácil y barata de recorrer la isla. Dicen que su recorrido es uno de los más bonitos del mundo y ¡doy fe de que es cierto!. El tramo más espectacular se encuentra entre los pueblos de Ella y Kandy, el tren bordea serpenteante las colinas y los paisajes son de vértigo.


Vete de safari

Su naturaleza y fauna poco tienen que envidiar a la de Kenia, además hacer un safari en Sri Lanka es mucho más barato (45€ por persona) y está menos masificado. Mi recomendación: Yala National Park si quieres ver leopardos, o Minneriya National Park si prefieres disfrutar de los elefantes en libertad.

via Booking

Date un masaje tradicional en medio de la selva

Sin duda esta fue una de las experiencias más relajantes de mi vida. Después del largo viaje en avión, mi pareja y yo optamos por reponer fuerzas en Aathreya Ayurvedic Hotel & Spa . El lugar tiene un encanto especial, se encuentra en medio de la selva, es pequeño y acogedor. Elegimos el masaje tradicional de ayurveda, dos horas de auténtica relajación. Primero nos llevaron a una cabaña privada, y cada uno nos tumbamos sobre una cama de madera y hojas de té. No había música ambiental, el silencio era absoluto, de vez en cuando se escuchaba el sonido de algún pájaro. Colocan sobre ti un cuenco con aceite y durante 20 minutos te dejan tumbada mientras lentamente las gotas de aceite van cayendo sobre tu cabeza, la sensación es muy relajante. Después de lavarte el pelo para retirar el exceso de aceite, te dan un mensaje corporal de 45 minutos. El ritual continua en una sauna de hojas de té, y al finalizar te sirven un té tradicional. ¡Una experiencia totalmente recomendable!

gobeyondasia.com

Piérdete por sus campos de té

El verde inunda el paisaje y los trajes coloridos de las recolectoras de hojas de té cautivarán tu mirada. Podrás visitar de forma gratuita algunas de las fábricas de té que encontrarás por el camino, las más recomendadas: Mackwoods o Bluefield Tea Gardens. Es un placer ver cómo continúan elaborando el té de la forma tradicional, sin prisas, respetando el proceso natural de secado de las hojas.


Come con las manos

Su dieta básica no tiene lujos, se basa en arroz con pollo o pescado (lo que hayan pescado en el día). Normalmente la comida es muy picante, se sirve en hojas de plátano y se come mezclándola con los dedos. Al principio utilizábamos los cubiertos, pero después de ver a los locales, nos animamos y he de decir que la comida estaba ¡mucho más rica! ¿El motivo? Los sabores se fusionan mejor y el picante, al entrar en contacto con la piel, es mucho más suave.


Alójate en un hostal colonial

En Sri Lanka, por suerte, todavía no existen las grandes cadenas de hoteles. La mayoría de la oferta que encontrarás son casas particulares donde se alquilan habitaciones. Sri Lanka fue colonia inglesa en el pasado, así que muchos de estos hostales son testigo de esa época.
La isla empieza ya a ser un secreto a voces, así que si te lo estás pensando… ¡Coge tu mochila ya!

  • Y
    16 junio 2017

    Que maravilla, apuntado en mi lista interminable de lugares para viajar.

  • Raquel
    20 junio 2017

    Qué sitio más maravilloso!!! Creo que lo apunto el primero en mi lista de viajes. ¿cuántos días crees que son necesarios para conocerlo?, y qué época del año es al mejor para ir allí?